Los Millennials prefieren los vehículos eléctricos

También toman en cuenta los valores de las marcas automotrices

Es una generación que se preocupa por el medioambiente y el cambio climático

Según la información publicada por el portal Automotive News, los Millennials son el segmento de población que más crece en cuanto a adquisiciones de vehículos se refiere, hasta el punto que estos representarán el 40% de las ventas totales en el año 2020. Durante el pasado año, los Millennials compraron 4,1 millones de vehículos en Estados Unidos, es decir, el 29% del mercado.

Bien es conocido que la generación Millennial o “Y” tiene predilección por disfrutar más que por poseer. Prueba de ello es que el 32% de los Millennials que adquirieron un vehículo el último año lo hicieron mediante leasing. El mismo dato apenas alcanzaba el 21% en el año 2011. Otra tendencia a destacar es la preferencia de los Millennial por alargar la financiación de su vehículo: prefieren pagar cuotas más pequeñas durante 5 o 6 años, que pagar una gran cantidad de dinero como entrada.

Por último, cabe mencionar que la generación Millennial será la que haga del auto eléctrico una prioridad tecnológica: según una encuesta realizada el pasado año por Nissan Europe a 2.500 jóvenes Millennial de Reino Unido, Francia, Alemania e Italia, estos son mucho más entusiastas de los vehículos propulsados con energía eléctrica que el resto de la población.

De todos ellos, el 77% ya poseen un automóvil, aunque dos tercios declaran que se plantean comprar un auto híbrido en los próximos diez años, mientras que la mitad se plantean también la compra de uno eléctrico en la próxima década. Del grupo encuestado, el 53% dijo que está preocupado por el cambio climático, y el 42% por la contaminación del aire. Los Millennials no solamente se preocupan, sino que se interesan por los valores de las marcas que consumen.

Fuente: Hibridosyelectricos.com

La energía cinética será crucial en los automóviles del futuro

La nanotecnología debe apoyar este proceso

Amortiguadores, poleas, ventiladores y correas serán fundamentales en la acumulación de energía

Diversos ingenieros y expertos en tecnología automotriz señalan que la posibilidad de aprovechar la energía que genera el funcionamiento de diversos subcomponentes de un vehículo automotor aumenta con el desarrollo científico y ello posibilitará que a medio plazo se tengan vehículos cada vez más sustentables y menos dependientes de fuentes de energía fósiles.

La fricción que generan los discos de frenos al funcionar ya es convertida en energía e inyectada a un recuperador que, a su vez, alimenta una batería eléctrica que hace funcionar un motor y un sistema de transmisión.  Por los momentos, el uso de estos “frenos regenerativos” se circunscribe a las flotas camioneras y de buses colectivos de gran capacidad, por usar ruedas y discos de gran tamaño, pero la capacidad de aprovechar esta energía con más eficiencia permitirá a corto plazo añadir esta función a los autos de pasajeros.

El movimiento de la suspensión y los amortiguadores de los autos también genera energía que puede ser acumulada en sistemas recuperadores.  La experiencia del deporte, especialmente en Fórmula 1 gracias a los experimentos de Mercedes-Benz, sugiere que en un futuro también pueda aplicarse al automóvil de serie.

Elementos como poleas, ventiladores, correas y similares también producen energía cinética en pequeña cantidad que podría acumularse en pequeñas baterías que hagan funcionar elementos como sensores y subsistemas como instrumentos, iluminación y similares.

Según los científicos, la posibilidad de aprovechar esta energía cinética “constante” aumentará en la medida “en que la nanotecnología permita producir a buen costo baterías de pequeño tamaño, resistentes al calor y capaces de almacenar cada vez más energía.”

Los expertos que han evaluado el tema señalan que “en diez años veremos cambios espectaculares”, sugiriendo que “las baterías serán cada vez más pequeñas, pero también tendrán más capacidad y serán más fáciles de cargar”, al tiempo que “los sistemas que consumen electricidad serán cada vez más eficientes y requerirán menos energía”.

Fuente: Guiamotor.com

En cinco años los vehículos eléctricos tendrán el mismo costo que los de combustión

Se espera que para el 2025 estos sean el 7% de los autos en carretera

La disminución del precio de las baterías contribuirá a este fenómeno

Se estima que para 2022 los vehículos eléctricos tendrán el mismo costo que sus homólogos de combustión, ya que la demanda de vehículos eléctricos se incrementará, mientras el precio de las baterías siga disminuyendo y las restricciones medioambientales aumenten.

Según The Economist, a medida que pase el tiempo, el precio de las baterías disminuirá mientras que el porcentaje de penetración en el mercado irá en aumento.

La proporción de vehículos eléctricos en las carreteras del mundo está por debajo del 1% y las grandes firmas ya han comenzado a andar el camino para expandir su producción lejos de la dependencia de los combustibles fósiles. Los analistas prevén que para 2025 este mercado aumentará un 4% y constituirán el 7% de los vehículos en la carretera.

China se ha posicionado como el mayor mercado de eléctricos del mundo con más de 400.000 unidades vendidas en 2016. El gobierno quiere frenar así los enormes problemas de contaminación que sufre el país asiático, y planea que para 2018 el 8% de sus ventas sean de vehículos híbridos y eléctricos.

Fuente: Motorpasion.com